Profundo y triste este episodio de “Orange Is The New Black”, la tragedia de Daya como una tremenda herida abierta. “¿Nunca te ha pasado que por la culpa te sientes mal todo el rato? ¿Que te dan casi naúseas?”– le pregunta Alex a lo que Daya responde que culpa no siente. “Siento haber intentado localizar tus remordimientos”– le dice después Alex como en un preámbulo de lo que vamos a ver en este capítulo.

En flashbacks vemos la adolescencia de Daya y cómo su madre trata de que se comporte como ella sin escucharla, sin atender a cómo es si hija, quiere que sea un “tiburón” como ella, pero no lo es ni quiere serlo.

Figueroa entra en la cárcel para negociar con las presas sus condiciones y en un momento se entera de que ha habido un herido con un disparo, así que dice que de esa manera no puede seguir negociando. Entonces Piper recuerda el dilema del tren, por el que si dejas que un tren siga su curso se llevará por delante a un montón de personas, pero si levantas una palanca el tren cambia de curso y se lleva sólo a una por delante. Así todas deciden que por el bien común deben entregar a Daya.

taystee orange is the new black

Su madre, Aleida se entera de que su hija ha sido quien ha disparado al guarda y habla con ella para tratar de convencerla de que diga que fue el legítima defensa, porque él ahora que está inconsciente no se puede defender. Pero ella contesta que quiere hacer las cosas a su manera, que está harta de hacer lo que le diga su madre.

Este capítulo habla sobre todo de la relación de madres e hijos, tan difícil  a veces y tan profunda siempre

Por su parte Nicky descubre que lo que ha estado tomando Red no eran vitaminas sino una droga. Red no lo sabía tampoco y le dice a Nicky que es ahora cuando comprende lo mal que debía sentirse ella, que siente haberse enfadado tanto con ella y le pide que se enfade ahora con ella, pero Nicky sólo siente lástima y quiere cuidarla, como una hija cuida a su madre cuando esta la necesita al ser mayor.

Me encanta la conversación que tiene Daya con la madre de Mendez, a quien le explica que su hija no murió como le hizo su madre que creyera y le pide que cuide de ella. “Dele espacio”– le dice- “Cuando empiece a andar, déjela intentarlo. Cuando se caiga, no sea el tipo de madre que la coge y hace como que no ha pasado nada. Déjela que llore, porque la cagará, es hija mía…”

Para mí el mejor episodio de “Orange Is The New Black” hasta ahora, como uno de esos grandes episodios a los que estaba acostumbrada de otras temporadas, la quinta temporada va cogiendo profundidad, diálogos que te tocan el alma y entre medias algo de comedia en la medida perfecta con esa frase casi al inicio del episodio cuando Red busca alguna medicina para darle a Piscatella cuando entre en Litchfield y hacerle hablar.

-“¿Qué les ponen a los espías para que confiesen?- les pregunta a Nicky y Lorna.
– “Pechos”- responde Lorna. Una respuesta que sólo podía dar ella.

Escrito por Isabel Herrero

(Visited 130 times, 1 visits today)